Asteartea,
2024ko Ekainak18

MugaKultura

loader-image
Durango
7:27 pm,
temperature icon 23°C
Humidity 75 %
Ráfagas de viento: 6 Km/h

El síndrome del INEM

Oscar Gomez

Óscar Gómez Mera

Tras diez años trabajando en el Ayuntamiento de Ermua, los seis últimos en la Biblioteca Municipal, desde el día 1 de enero me encuentro en situación de desempleo. El día 2 acudí al SEPE (antiguo INEM) a solicitar la prestación. El día 10 volví, esta vez a LANBIDE, a actualizar mi demanda como solicitante de empleo.

Antes del día 10 de enero tuve que escuchar en innumerables ocasiones la pregunta: ¿Y ahora qué estás haciendo? Cuestión que se ha repetido hasta la saciedad hasta el día de hoy. Poca gente, casi nadie, me ha preguntado por mi estado de ánimo, por mi situación económica, por mi estado de salud.

Parece que estar haciendo algo es más importante que todo lo anterior. ¡Y vaya que si hago cosas! Hago las labores del hogar (cocina, limpieza, lavadora, compra…). Cuido de mi hija. Como, meo, cago, duermo, leo. Practico sexo. Navego por la red. Miro las musarañas. Visito a mi madre. Estudio, escucho música, me rasco la barriga y lo que no es la barriga. Todas esas cosas que ya hacía antes del 1 de enero y algunas más que se me van ocurriendo.

Pero entiendo que no es eso lo que la gente me pregunta. Lo que la gente quiere saber es cómo articulo mi vida sin tener un trabajo, un horario, una rutina. A qué dedico el tiempo que antes dedicaba a trabajar. Si lo empleo en algo que pueda considerarse útil. Porque parece ser que todo lo que no sea estar trabajando, entendiendo por trabajar el tener un empleo remunerado con un sueldo, no es útil.

Hay algo aún peor que estar en situación de desempleo. Sentirse culpable por ello. Que no cuenten conmigo.

Ayúdanos a crecer en cultura difundiendo esta idea.

Bilatu